Pueblos del Alto Tigre, Loreto, demandan declaratoria de emergencia por contaminación petrolera

La Federación de Comunidades Nativas del río Tigre – FECONAT, demandaron al gobierno nacional y regional, declaren en emergencia ambiental la zona del Alto Tigre debido a los graves impactos ambientales, sanitarios y sociales que se han producido y se están produciendo como consecuencia de las actividades petroleras durante 40 años que ha ejecutado la empresa Pluspetrol.

A través del oficio No 016 – FECONAT/2012, piden que se emita una ordenanza donde se resuelva solicitar este pedido ante el Ministerio del Medio Ambiente. Sustentan esta solicitud en la normativa legal vigente: Ley Nº 28804, Ley que regula la Declaratoria de Emergencia Ambiental y su Reglamento, Decreto Supremo Nº024-2008-PCM; Ley N” 29243, Ley que modifica la Ley Nº 28804 así como la Ley Nº 29243, el cual pide ser considerado según el cual  también se considera emergencia ambiental la situación en la cual se pueda evitar la gravedad de sus efectos o impactos en la salud y la vida de las personas o  su entorno  ambiental, por lo cual requieren  la acción inmediata sectorial a nivel local, regional o nacional.

 Emerson Sandy, presidente de FECONAT, indicó que en dicho oficio anexaron el Proyecto de Ordenanza, el acta de la Asamblea de los Apus del Tigre, el estudio realizado por el Observatorio Petrolero de la Amazonía Norte, la resolución Directoral Nº 085-2011-MEM/AAE del 25 de marzo del 2011 que resuelve declarar IMPROCEDENTE el procedimiento de evaluación del Plan Ambiental complementario (PAC) para los yacimientos de Shiviyacu y Capahuari Sur Lote 1-AB, “Somos conscientes de las responsabilidades que se deben asumir a fin que se implemente a medio o corto plazo el pedido”

Esta federación alberga a las comunidades nativas 12 de octubre, Marsella, Andrés Avelino Cáceres, San Juan de Bartra, Vista Alegre, Nuevo Remanente, Salvador, Teniente Ruiz, Nuevo Canaán, Paiche Playa, Pampa hermosa, Francisco Bolognesi, 28 de julio, Alfonso Ugarte, Santa Clara, Yarinal, Santa María de Providencia, Santa Elena, Nueva Jerusalén.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*